BioAg Argentina

Biofertilidad: cultivo de calidad y la agricultura sostenible

Mejorar la agricultura trae innumerables beneficios para el ambiente, entre ellos el aumento de la productividad y alimentos más nutritivos, reduciendo la cantidad de abono químico utilizado en las plantas.

 

La ONU estima que la población mundial alcanzará el número de 9 mil millones de personas antes del 2050. Para satisfacer esta demanda, los agricultores deberán producir muchos más alimentos en los próximos 40 años de lo que hicieron en los últimos 10 mil años. La cuestión es que aproximadamente el 12% del área terrestre mundial ya está siendo utilizada para la producción agrícola, y gran parte del resto de las tierras apropiadas son referentes a áreas urbanas, cubiertas por bosques o protegidas legalmente por razones ambientales, por lo tanto, el potencial de expansión agrícola sostenible es muy limitado.

Los datos apuntan la necesidad de mejorar la agricultura sin olvidarse de la sostenibilidad. Ya existen biosoluciones que permiten producir más sin afectar las necesidades ambientales y, al mismo tiempo, mejorar la calidad de los alimentos que están siendo generados, dejándolos más nutritivos, pues los agricultores logran reducir la cantidad de agua y tierra utilizada del cultivo a la cosecha y mejorar la forma como los fertilizantes, herbicidas y produtos fitosanitarios son utilizados.

Bio-fertilidad es una plataforma de bio-solución

El proceso de bio-fertilidad se refiere al uso de un grupo de bacterias que tienen la capacidad de absorber nutrientes del ambiente y, entonces, llevar las sustancias para las plantas. Con esto, es posible reducir fuertemente la cantidad utilizada de abono químico, pues la planta retira del aire y del suelo los nutrientes que necesita para crecer de forma saludable.

La multinacional dinamarquesa Novozymes, en conjunto con la multinacional agrícola Monsanto, crearon BioAg Alliance. Entre las soluciones desarrolladas están las de bio-fertilidad, compuestas por inoculantes muy conocidos por los agricultores y utilizados en larga escala en todo Brasil. La novedad son los inoculantes para tratamiento industrial que suministran 38 días de pretratamiento. Esta innovación puede ser mezclada a los insecticidas y fungicidas en el pretratamiento industrial de semillas.

Las soluciones basadas en microorganismos de BioAg Alliance son derivadas de bacterias y hongos. Ellos tienen un potencial significativo para transformar la agricultura moderna y ayudar a satisfacer la creciente demanda global por alimentos. Los resultados obtenidos en el 2013 mostraron la potencialidad de los microorganismos, pues apuntaron un aumento en el rendimiento de la producción de maíz y soja. Nuevas pruebas fueron realizadas y estas muestran que Novozymes y Monsanto están en el camino correcto para descubrir productos microbianos transformadores para toda la agricultura.

Tags:

Deixe uma resposta

O seu endereço de e-mail não será publicado. Campos obrigatórios são marcados com *